Cómo manejar la psoriasis en el cuero cabelludo

psoriasis-cuero-vabelludo
El cuero cabelludo es una de las partes del cuerpo más afectada por la psoriasis. Entre un 50 y un 80% de las personas con esta enfermedad tienen lesiones en esta zona, según datos de la Academia Española de Dermatología y Venereología (AEDV). La psoriasis en el cuero cabelludo puede ser desde ‘muy leve’, con escamas finas y ligeras, hasta ‘muy grave’, con placas gruesas que cubren toda la zona.

En ocasiones, las lesiones se extienden más allá de la línea de implantación del pelo hasta la frente. También puede llegar a la región occipital y alrededor de las orejas.

Tratamiento individualizado

Los expertos dicen que la psoriasis necesita “un tratamiento individualizado” para cada persona. El objetivo siempre es conseguir la mejor respuesta clínica posible, con un tratamiento seguro y eficaz. El especialista tendrá en cuenta las zonas a tratar, incluidas las lesiones del cuero cabelludo.

En la actualidad, ** disponemos de una gran variedad de opciones terapéuticas para la psoriasis**, y el médico nos dirá cuál es la mejor para tratar el cuero cabelludo en nuestro caso. Según los dermatólogos, el tratamiento tópico para la psoriasis en esta localización debe ser “efectivo, de aplicación intermitente pocas veces por semana en forma de loción, espuma o emulsión y seguro a largo plazo”.

Tratamientos combinados

En el cuero cabelludo la psoriasis también cursa en brotes. Por tanto, hay periodos en los que la enfermedad mejora, y otros de reactivación en la que está peor. Para los periodos de menor actividad de la enfermedad, debemos seguir manteniendo los hábitos de higiene e hidratación de nuestra piel aconsejados por el médico. No hay que bajar la guardia, porque los brotes pueden reanudarse en cualquier momento.

Gran impacto psicológico

Por su ubicación, la psoriasis en el cuero cabelludo suele producir un mayor impacto psicológico que cuando se manifiesta en otras zonas de nuestro cuerpo menos visibles. Aparte de los síntomas habituales, como el picor, también puede aparecer una molesta caspa, como consecuencia de la descamación de las lesiones.

En la consulta también puedes consultar con el médico tu estado anímico y preocupaciones para que te oriente por si necesitas apoyo psicológico e, incluso, algún tipo de terapia o tratamiento para superar la situación.

No hay que olvidar que las asociaciones de pacientes también ofrecen ayuda y colaboración a todas las personas afectadas por la psoriasis, ya sean pacientes como o cuidadores y familiares. Nadie puede ayudarte y comprenderte mejor que alguien que está en la misma situación que tú.

Referencias

Categorías